Todo lo que necesitas para ir al teatro

Seguimos para bingo: Desconexion en tiempos difíciles

Seguimos para bingo
22/03/2021

La primera vez que leo la sinopsis de una obra antes de ir a verla y  me sorprendió que todo el mundo resaltaba las risas y diversión que me podía encontrar, pero todos se olvidan de la parte triste y del drama de la historia. Cada vez hay más personas mayores solas, debido a que no tienen descendencia o que a los hijos, que quieren tener una vida, ellos y ellas les estorban o miles de cosas más. También me di cuenta de que se levanta la voz ante muchas situaciones irrisorias de estas personas mayores. Todo esto se enmascara con humor y con una original puesta en escena, que viene de la mano de un maestro de ceremonias (Álvaro Pérez Muñoz) divertido, lleno de frescura y de golpes buenos. Adoraba la parte en la que aparecía él junto a San Pancracio por sus salidas y por cómo llevaba al público.
El público que fue a la sala era maravilloso, se implicaba. Te contagiaba su buen humor y sus ganas de desconectar que eran inmensos. Raquel Escobar, Carmen Gil, Isabel Pamo, Marta Salvo son las actrices protagonistas y la compenetración entre ellas es un punto a favor del montaje. La idea es original, ya que nunca vas a pensar que a unas señoras mayores se les ocurra ese tipo de cosas, pero en algunas partes flojea un poco por algunos chascarrillos y algunas repeticiones. Por lo demás disfruté bastante y pude mantener mi mente en el teatro y en esta historia.

← Volver a Seguimos para bingo