Todo lo que necesitas para ir al teatro

Sufrida Calo

Sufrida Calo

Disfruta de un ecléctico y original espectáculo cargado de humor y música: Sufrida Calo, el nuevo montaje de Elena Lombao.

Sinopsis

Sufrida Calo es un personaje fascinante, romántico, y cojo que merecía un espectáculo para contar su historia.

La madrileña decide poner el personaje de en pie y hacerlo a través de un concierto de rancheras. Por probar, por diversión. Y se da cuenta que aquí está pasando algo importante.

Sobre el espectáculo

Espectáculo musical de actualidad emocional con el surrealismo rural cómo trasfondo. Sufrida Calo nació por la necesidad de expresar los dolores de un pecho infinito, el mío. 2013 fue un año tan lleno de imprevistos que propició el nacimiento de este personaje que contra todo pronóstico ha culminado en la presentación de un disco de canciones propias. (carita de quién me lo iba a decir a mí)

En mi búsqueda incansable por encontrar la felicidad, me doy cuenta que el dolor es inevitable y que intentar huir nos hace viajar en círculos convirtiendo la vida en una absurda rotonda sin salida. Sólo hay dos caminos para liberar el alma: APRENDER Y AMAR. Y una herramienta para entender ambos: EL HUMOR.

Así que, en 2014 comenzó un viaje descontrolado, confuso y apasionante que ha cogido la calidad y la consistencia para que este 2020, Sufrida Calo, pueda culminar lo que vino a hacer en este cuerpecito mío.

“No sé de qué se ríe el orangután pero sí sé que el ser humano se ríe de lo que le duele. Y ese es un acto de inteligencia… porque o nos reímos de lo que nos duele o no dejaremos de llorar por lo que nos mata.”

Elena Lombao


Valoración espectadores
    Artículos relacionados
    Las Naves Matadero inician nueva etapa volviendo a formar parte del Teatro Español

    Las Naves Matadero inician nueva etapa volviendo a formar parte del Teatro Español

    14 febrero 2020

    Quien se haya acercado esta mañana a las Naves del Español se habrá encontrado con un nutrido grupo de profesionales de las artes escénicas, periodistas, vecinos del barrio y público […]