Todo lo que necesitas para ir al teatro

Sueño de una noche de verano: el musical: Shakespeare tuneado a ritmo de musical.

Sueño de una noche de verano: el musical
12/09/2018

Si hay algo que caracteriza cierto teatro de Shakespeare, más aún en este texto que hoy nos ocupa, es la sencillez de su humor. Un humor que lleva traspasando fronteras y siglos para seguir deleitándonos con su palabra. Son muchas versiones, adaptaciones e invenciones basadas en este clásico que se han podido ver,  pero escasas en formato musical. En esta ocasión, Alice Penn y Emilio Giménez Zapiola deciden aligerar el contenido y convertirlo en una especie de producto Disney, donde los personajes están caricaturizados y repletos de golpes de efecto. Este musical se convierte en el perfecto reclamo para familias y espectadores en busca de diversión sin complicaciones. Recursos como el teatro dentro del teatro, referencias a las actualidad, chistes, músicas, movimientos y gestos empujan este navío hacia orillas de ocio ligero que funciona a tenor de las risas, aplausos y entusiasmo en general. El deseo, la pansexualidad, los amores no correspondidos, los celos y cualquier otro tema que en el original son tratados como estudio del ser humano aquí se banalizan para convertirse en estancia de paso entre números musicales. Y éste es su fuerte, canciones y coreografías para afianzar … Continuar leyendo en TRAGYCOM.

← Volver a Sueño de una noche de verano: el musical