Circo, danza y góspel como ingredientes principales en la Navidad del Circo Price

Irene Herrero Miguel

Ya son once años los que lleva el Circo Price presentando su espectáculo especial dedicado a la Navidad, un show que este año, además, sirve como puesta de largo de su directora artística María Folguera, quien pretende convertir el Circo Price en Navidad  en una tradición para quien visite Madrid tan identificable como puede ser ir a los puestos de la Plaza Mayor o ver Cortilandia “Ir al circo en Navidad es una de esas queridas costumbres para mucha gente de esta ciudad” comenta Folguera.

El eje central, que vertebra el espectáculo navideño de este año, está inspirado en el clásico de Charles Dickens, Cuento de Navidad porque como dice la directora artística del Price “todas y todos somos un poco como el señor Scrooge” cuando comenzamos a notar que la Navidad está a la vuelta de la esquina. Siendo la dramaturga Cristina Redondo, de quien hemos visto esta temporada Vientos que nos barrerán, responsable de realizar esta nueva lectura del cuento. Un espectáculo donde la avaricia del famoso Señor Scrooge es sustituida por las prisas y el stress que actualmente nos absorben a todos, como ese objeto que nos impide poder disfrutar de las pequeñas cosas que nos ofrece la vida.

Una reinterpretación del cuento de Dickens, bajo la dirección artística de Anna y Carlos López Infante, que incluye, por supuesto, los viajes por el pasado, presente y futuro, y que sirven como excusa para que las artes circenses, la danza, la música y el góspel se conjuguen en la pista del Price y nos ofrezcan un espectáculo repleto de números sorprendentes. Contorsionistas, patinadores, equilibristas, trapecistas y malabaristas, darán forma a este espectáculo que este año cuenta con la compañía madrileña Perfordance, una banda de seis músicos bajo la dirección musical de Germán Díaz y el conocido coro Gospel Factory, dirigidos por Dani Reus, para contarnos esta historia protagonizada por Víctor Ortiz “Wilbur”, Carla Pulpón y el propio Reus.


Texto José Antonio Alba

Artículos relacionados
Comentarios
Sé el primero en dejar tu comentario
¡Enlace copiado!