Todo lo que necesitas para ir al teatro

Marrano, un cuento de la Inquisición

Marrano, un cuento de la Inquisición

Los autos de fe, que la Inquisición organizaba para ajusticiar a los marranos: conversos e hijos de conversos que seguían practicando el judaísmo en secreto, suponían un auténtico espectáculo público y era fundamental el vestuario, la escenografía y la distribución escénica de los participantes.

Mira de Amescua, contemporáneo a Quevedo y Calderón, escribió el auto sacramental La Inquisición, que ha servido de inspiración a Marrano, un cuento de la Inquisición una obra que se basa también en dos hechos históricos: el asesinato del sumo inquisidor de la Corona de Aragón, Pedro de Arbués, y la expulsión de los judíos a finales del siglo XV.

Sinopsis

En el año 1485, la ciudad de Zaragoza fue el escenario de uno de los crímenes más espantosos de su historia: mientras rezaba en la catedral, un monje dominico fue degollado a sangre fría por un grupo de sicarios armados con puñales: acababan de matar a Pedro de Arbués, el máximo representante de la Santa Inquisición en Aragón.

Esta historia indaga en la identidad y las razones de uno de estos asesinos: Diego de Sevilla, antes conocido como Uriel, el hijo del zapatero. Un judío, un infiel, un marrano, cuya vida da un vuelco cuando la intolerancia religiosa y el fanatismo le arrebatan de un plumazo todo lo que tenía, obligándolo a renunciar a su fe, a su mundo y a su propia familia.

Fotos

Valoración espectadores
Sé el primero en dejar tu valoración