VULVA: Necesaria, original, distinta

VULVA
11/12/2021

Este espectáculo, escrito y dirigido por Irene Herrero Miguel, pone sobre la mesa un tema del que poco se habla y que está presente en nuestra actualidad en muchos aspectos y más de lo que parece: el escrutinio social, la humillación pública y el tabú que sigue latente respecto a la sexualidad, en concreto, la sexualidad femenina.

La autora se ha basado en casos reales para contar esta historia y durante la trama expone diferentes focos conflictivos que agravan la situación hasta el desenlace final. Me parece una obra muy necesaria ya que es prioritario reflexionar sobre el estigma y el rechazo social que sufren tantas mujeres respecto a algo tan natural como es disfrutar del placer sexual.

Lo que destaco de este montaje es la original puesta en escena que vale muchísimo la pena ir a ver: novedosa, peculiar, distinta, cuidada. Cada escena aporta algo diferente, no solo al desarrollo de la historia, sino a la belleza colectiva del montaje. La iluminación, audiovisuales, sonido y coreografía hacen única a la pieza y están muy conseguidos. También resalto los toques de humor ácidos e ingeniosos del texto que aportan ligereza al drama.

Los cinco intérpretes realizan un gran trabajo, se notan sus tablas. Su sentido de verdad, para mí primordial, te adentra en la trama y su versatilidad es admirable. Se nota un muy buen trabajo actoral y de dirección.

Es una pieza que me ha hecho reflexionar, entender y descubrir el por qué del desarrollo de este tipo de situaciones, el por qué algo tan insignificante como un vídeo de una mujer masturbándose puede llegar a hacerse tan y tan grande. También propone «cortafuegos», algo que me ha encantado: momentos en los que personas o situaciones podrían haber ayudado a apagar el conflicto, colaborar para que este no se propagase… Quizá de momento nuestra sociedad no está concienciada como parar evitar el fuego, pero sí podemos hacer que este se extinga rápido.

En la Edad Media, este tipo de escándalos llevaban a muchas mujeres a la hoguera. ¿Crees que la situación es distinta ahora? Ve a ver Vulva.

 

 

← Volver a VULVA